jueves, 13 de noviembre de 2014

Compromís pide que se inicie urgentemente la aprobación de la ordenanza sobre infraestructuras radioeléctricas

El Grupo Municipal de Compromís considera una muy mala noticia para el pueblo de Crevillent el fallo del Tribunal Superior de Justicia de la Comunidad Valenciana en el que declara nulo de pleno derecho la ordenanza municipal reguladora de la Instalación y Funcionamiento de Infraestructuras Radioeléctricas.

Desde Compromís quiere resalta que esta Ordenanza se elaboró con el objetivo de poner orden a la proliferación de antenas de telefonía móvil, en el que existen informes científicos en el que se recomienda tener una actitud preventiva puesto que puede ser nocivo para la salud de las personas.

Es evidente que en Crevillent durante muchos años las operadoras de telefonía móvil han instalado antenas y modificado sin haber solicitado licencia alguna y las han puesto donde han querido, amparado por la ausencia total de regulación.

Fue a raíz de las movilizaciones vecinales contra la instalación de la antena de la Calle Colón la que provocó la definitiva elaboración y aprobación de una ordenanza que debía poner orden, lo que hasta ahora era un caos.

Para Penalva, Portavoz Municipal, sorprende el fallo del TSJ puesto que declaran nula la ordenanza entera por la falta de un informe de Telecomunicaciones. Se trata de una declaración de nulidad por cuestiones de procedimiento administrativo al considerar este informe un elemento esencial en dicho procedimiento. En este sentido desde Compromís pediremos en la próxima Comisión de Urbanismo las necesarias y oportunas explicaciones del por qué se no pidió este informe que ha provocado echar por tierra todo el trabajo realizado hasta hoy.

Compromís considera que es prioritario volver a iniciar el expediente para que Crevillent vuelva a tener una regulación sobre la instalación de antenas de telefonía y así evitar que las operadoras vuelvan a campar por sus anchas en nuestro municipio, sin orden ni control.
Y es prioritario porque entendemos que salvaguardar la salud de las personas es lo primero y por más que se empeñen las empresas que hacen negocio con la telefonía móvil, las frecuencias y las ondas que emiten las antenas no son inocuas como afirman muchos informes de expertos y en todo caso es mejor prevenir que curar. Y hacer compatible el principio de prevención con el del desarrollo tecnológico, solo es posible con la regulación tal como se había elaborado por el Ayuntamiento con la colaboración entre otros de este grupo municipal.

También es curioso cómo ha habido varias sentencias del TSJ en el mismo sentido de la ausencia del informe de Telecomunicaciones, que ha supuesto en el caso de Crevillent unas demandas coordinadas y unidas de distintas operadoras de Telefonía Móvil como France Telecom, Vodafone y Telefónica.

Compromís