martes, 13 de enero de 2015

Compromís propone una normativa que facilite el cambio de titularidad de agua, luz y otros impuestos

El Grupo Municipal de Compromís per Crevillent, ve con preocupación las distintas quejas que se están produciendo en relación a los cambios de titularidad del agua y de otros impuestos y tasas debido a los cambios normativos que se han producido en la Generalitat.
Está ocurriendo con frecuencia que hay propietarios de viviendas que mantienen la titularidad de viviendas de personas fallecidas o antiguos propietarios por la imposibilidad de regularizar su situación debido a que no cumplen con normas urbanísticas actuales pero si los cumplían hace años.

También ocurre lo mismo con viviendas que tienen infracciones menores que ya han prescrito y muchas con una antigüedad superior al Plan General de 1983.

Esta situación que antes podía resolverse a través de las cédulas de habitabilidad indicando que reunían las condiciones de habitar una vivienda ahora se complica ya que se viene exigiendo una cédula de primera ocupación con firma de arquitecto de cumplimiento de condiciones de habitabilidad y también de cumplimiento de las normas urbanísticas actuales.

A todo esto hay que añadir cierta lentitud en la tramitación de estos expedientes de cambio de titularidad lo que dificulta una correcta regularización de la situación, y que los padrones fiscales se ajusten a la realidad.

Para Penalva, Portavoz Municipal, este también es un problema social que hay que resolver y que afecta a numerosos vecinos y que en otros municipios lo han resuelto hace años. Añade Penalva que es necesario compatibilizar el cumplimiento de las normas urbanísticas, la agilidad en la tramitación con el sentido común. Por ello pretender que se adapten a la legalidad urbanística actual muchas construcciones de hace décadas, muchas del siglo pasado y que por lo tanto ya están prescritas hace inviable cualquier política razonable y coherente en este asunto.

Penalva ha manifestado que esta situación debe resolverse por parte del Ayuntamiento, y como en otras localidades hacer una regulación mediante una normativa local que posibilite que de cumplirse las condiciones de habitabilidad de una vivienda sea posible sólo a efectos de titularidad poder cambiar el nombre al titular real y evitar que continúen recibos de agua o de luz a nombre de personas fallecidas o de titulares que realmente ya no lo son, o que en caso de baja por cualquier motivo no puedan recuperar el suministro de agua potable y cualquier otro servicio público general. 



Compromís