lunes, 15 de julio de 2013

Compromís señala que las medallas sólo se las colgaron en el PP en la inauguración de los colegios

Consideramos curiosa la forma de determinar responsabilidades de la Sra. Loreto Mallol y del Sr. Alcalde, que ahora resulta que todos somos responsables pero cuando inauguraron los colegios, no fue gracias a todos sino gracias a la Gestión del Alcalde y del PP, ahí las medallas se las colgaba como siempre el Partido Popular en exclusiva mientras que para ellos la oposición no existía y no se mencionó ni se hizo constar en ningún momento la decisión unánime de construir los colegios.

La voluntad unánime de la oposición de que se construyeran los colegios solo le sirve al PP para responsabilizar a los demás de que el ayuntamiento pierda 2,2 millones de euros cuando esto ocurre porque el Alcalde impuso un procedimiento de tasación conjunta en vez de la tasación individualizada como consta en el informe del Secretario municipal en el pleno de  8/01/1999,  ( por puro voluntarismo político y obediencia a razones de oportunidad), del Gobierno del PP que ya entonces gobernaba con mayoría absoluta.

En aquel pleno, como consta en los documentos, el entonces portavoz en la oposición Jesús Ruiz realizó observaciones y fue crítico con el procedimiento,  pero votar en contra se habría interpretado como votar en contra de la construcción de los colegios, lo que no significa compartir el procedimiento utilizado incorrectamente por el alcalde como queda claro en la trascripción del debate.

Compromis considera de un cinísmo político inaceptable, la actitud del  PP en general y aquí en Crevillent no asumiendo su responsabilidad en nada y haciendo culpables a los demás de sus errores.

Respecto a la exigencia de la Sra. Loreto de una rectificación,  este Grupo no va a rectificar ninguna declaración, ya que decir públicamente como ha dicho el Alcalde que pierde dinero por su mala gestión y lejos de asumir su responsabilidad dice que como hay dinero en las arcas municipales no supone ningún problema pagarlo,  no puede calificarse de otra forma que de chulería política inaceptable ya que estamos hablando de dinero público, por lo que reiteramos nuestra petición de dimisión.