martes, 18 de marzo de 2014

Compromís considera que el PPCV ha perdido toda credibilidad para resolver los graves problemas que han creado

Compromís per Crevillent considera que la visita  del Conseller de Industria a Crevillent es un acto de campaña del PP para intentar vender humo de cara a las próximas elecciones Europeas.

Jose Manuel Penalva manifiesta que para Compromís los responsables del Gobierno del PP carecen de toda credibilidad para aportar soluciones a problemas que ellos mismos han creado. Por un lado con los recortes y por otro lado con la corrupción en esta Comunidad. Parecen olvidar los dirigentes del PP que han sido sus políticas de especulación y derroche las que nos han llevado a las cuotas más altas de desprotección social y de parados de los últimos cuarenta años. Esta situación los inhabilita y los hacen poco creíbles a la hora de generar soluciones y de confianza a la ciudadanía.

Compromís recuerda que en el mes de noviembre se presentó una moción en el Pleno para que el Ayuntamiento se pronunciara contra el real Decreto Ley 9/2013 de 12 de julio de reforma del sistema eléctrico y del borrador del Decreto sobre autoconsumo, e instar al Presidente de la Generalitat a presentar un recurso de inconstitucionalidad contra el mismo,  tal como estaban haciendo otras comunidades gobernadas por el PP, y desde el gobierno local con el Alcalde a la cabeza votaron en contra, apoyando las medidas que van a llevar a la ruina a quienes invirtieron en las instalaciones fotovoltaicas.

Para Compromis el Sr. Conseller de Industria también carece de credibilidad ya que desde su Gobierno han adoptado políticas energéticas que favorecen los intereses de las grandes empresas multinacionales y perjudicando claramente a los pequeños inversores en energía fotovoltaica y que en su día invirtieron animados por el gobierno y ahora se ven en la ruina por sus políticas.

El Conseller parece que se olvida de decir a los empresarios y comerciantes crevillentinos que las políticas de la Generalitatcomo las del Gobierno de España son las que han favorecido el alto coste de la energía a las industrias y establecimientos, convirtiendo a muchas de ellas en inviables por este motivo.

Hasta ahora, lo único que ha hecho el Gobierno del PP en Valencia y en Madrid es cambiar las leyes para facilitar el despido y los cierres de las empresas con lo que han conseguido cargarse la capacidad de consumo de los ciudadanos provocando una caída de la demanda interna y sustituir contratos fijos a tiempo completo por contratos precarios a tiempo parcial con bajos sueldos. Y no contento con ello, continúan privatizando sectores estratégicos y básicos como es la educación, la sanidad, etc. además de reducir la capacidad de inversión y fomento de empleo.

A excepción de las grandes empresas y las multinacionales, la gran mayoría de los pequeños y medianos empresarios de la industria y el comercio saben que es imposible que se reactive la economía si no se garantizan las rentas de los ciudadanos y lo que han hecho y siguen haciendo es todo lo contrario, profundizar en la inseguridad económica y la desprotección social y en políticas recaudatorias que perjudican a estos sectores.

La ciudadanía de Crevillent ya sabe que corre vientos de cambio y que el PP se apresura a la desesperada para realizar actos de campaña electoral bajo el paraguas institucional como el celebrado ayer.

Compromís