jueves, 10 de julio de 2014

Compromís reitera su solidaridad con Ignasi Candela y Pascual Mollá en lo que es un intento de acallar las protestas

El próximo martes día 15 se repetirá el juicio contra los miembros de Compromis que participaron en la protesta contra los abusos bancarios, después de que la audiencia provincial aceptara el recurso de la defensa y declarara nulo el juicio anterior por considerar que estaba contaminado.

En este caso serán juzgados Ignasi Candela y Pascual Molla, ya que anteriormente ya fueron absueltos los otros dos denunciados Juan Bautista Poveda y David Quesada, que fueron enjuiciados por los mismos motivos.

El portavoz de Compromís Jose Manuel Penalva recuerda que ya en su día denunciamos que la protesta frente a la sucursal de Bankia en la Avda. de Madrid  se desarrollo con absoluta normalidad y sin incidente alguno por lo que la acusación de faltas contra la autoridad carecía de fundamento.

Añade Penalva que toda esta historia responde a la política del Gobierno de perseguir y silenciar a los ciudadanos que protestan y exigen  públicamente que se busque a los responsables de saquear las entidades bancarias que han tenido que ser saneadas con dinero público; calificando falsamente de violentas unas protestas sin incidentes y vulnerando de esta manera el derecho constitucional de manifestación.

Añade penalva que es increíble que los únicos que sean perseguidos y paguen por los abusos de la banca sean las personas que, actuando dentro de la ley, deciden protestar contra estas estafas, que han provocado que muchos ciudadanos de Crevillent esten en una situación de indefensión y desamparo ante la actuación de las entidades financieras de las cuales algunas operan en  nuestra localidad.

Muchos crevillentinos  han sido víctimas de la actitud y forma de trabajo de las entidades financieras, basada generalmente, en la mentira y el engaño (comercialización de obligaciones, preferentes, hipotecas, etc.) productos tóxicos de todo tipo que han hecho perder parte de los ahorros, hasta el 70 %   en la mayoría de los casos. Situación ésta que ha  llevando a la ruina a muchísimas familias.

Hay quienes desde puestos de poder quieren hacernos callar pero no lo van a conseguir por que  desde Compromís seguiremos diciendo lo mismo. Lo que ha pasado en estos últimos años no ha sido una crisis, sino una estafa en toda regla. Y querer hacernos callar es el verdadero objeto de este juicio que tiene previsto celebrarse el próximo martes 15 de julio y por ello este colectivo, al igual que sucedió el año pasado, acompañaremos a nuestros compañeros en su asistencia al juzgado nº 2 de Elche, ya que apoyándolos también estamos defendiendo las libertades democráticas y los derechos fundamentales que tenemos cada uno.

Compromís